El complemento ideal para una noche de cine en casa, o para esa serie (con la que te has enganchado) que miras a cualquier momento de día! Nuestro Pisingallo es redondo y de la mitad del tamaño que el maíz común. De un color amarillo anaranjado brillante. Tiene el contenido de humedad justo para un estallido óptimo y, cuando revienta, se transforma en una flor esponjosa con un gran crujido.

Con nuestro maíz, remplazarás para siempre el pochoclo comprado (¡incluso el del cine!). Conseguirás la versión casera más deliciosa que hayas probado hasta ahora y sin desperdiciar ningún grano. Simplemente colocando nuestro pisingallo en una olla con un poco de aceite, empiezas a sentir la melodía de sus explosiones. Sin duda, se convertirá en tu favorito. ¿Te acuerdas la última que fuiste al cine sin pochoclos? Bueno, olvídalo porque no es el caso. Nunca más te faltará este perfecto snack cinéfilo ya que lo harás en casa.

Es difícil de creer que este refrigerio rico y divertido pueda ser tan bueno para tu salud. No contiene colesterol, gluten ni azúcar. Aporta solo 30 calorías por taza reventada (35 con aceite) y casi nada de grasas (0.1 g por taza). Alto en fibra y carbohidratos complejos, asegurando energía por más tiempo. Un bocadillo que no estropea tu apetito, te mantiene más satisfecho y excelente para diabéticos, ya que no afecta los niveles de azúcar en sangre.

Fuente de: proteínas, hidratos de carbono, fibra dietética, grasas, calcio, hierro, potasio, magnesio, manganeso, fósforo, cobre, zinc, vitaminas B1, B2, B3, B5, B6, B9, E y K.

Maiz Pisingallo 1 Kg.

$3.000,01 $2.180,00 27% OFF

Ver formas de pago

ENVIO A DOMIC. SIN CARGO DENTRO DE LA CIRCUNVALACION, CON LA COMPRA MINIMA DE $ 15.000

Calculá el costo de envío

El complemento ideal para una noche de cine en casa, o para esa serie (con la que te has enganchado) que miras a cualquier momento de día! Nuestro Pisingallo es redondo y de la mitad del tamaño que el maíz común. De un color amarillo anaranjado brillante. Tiene el contenido de humedad justo para un estallido óptimo y, cuando revienta, se transforma en una flor esponjosa con un gran crujido.

Con nuestro maíz, remplazarás para siempre el pochoclo comprado (¡incluso el del cine!). Conseguirás la versión casera más deliciosa que hayas probado hasta ahora y sin desperdiciar ningún grano. Simplemente colocando nuestro pisingallo en una olla con un poco de aceite, empiezas a sentir la melodía de sus explosiones. Sin duda, se convertirá en tu favorito. ¿Te acuerdas la última que fuiste al cine sin pochoclos? Bueno, olvídalo porque no es el caso. Nunca más te faltará este perfecto snack cinéfilo ya que lo harás en casa.

Es difícil de creer que este refrigerio rico y divertido pueda ser tan bueno para tu salud. No contiene colesterol, gluten ni azúcar. Aporta solo 30 calorías por taza reventada (35 con aceite) y casi nada de grasas (0.1 g por taza). Alto en fibra y carbohidratos complejos, asegurando energía por más tiempo. Un bocadillo que no estropea tu apetito, te mantiene más satisfecho y excelente para diabéticos, ya que no afecta los niveles de azúcar en sangre.

Fuente de: proteínas, hidratos de carbono, fibra dietética, grasas, calcio, hierro, potasio, magnesio, manganeso, fósforo, cobre, zinc, vitaminas B1, B2, B3, B5, B6, B9, E y K.

Mi carrito